Mi blog al desnudo

Mi blog al desnudo

Siempre quise saber qué pasaba cuando una “mejora” en WordPress expiraba; tienes frente a tus ojos la respuesta. He dejado vencer mi suscripción a “Custom Design” sólo para saber de primera mano las consecuencias y, bueno, como era de esperarse ha desaparecido el diseño en CSS y ahora tienes frente a ti a mi blog, como Dios lo echó al mundo: con la plantilla Oulipo al desnudo, en su versión blanca. Sigue leyendo

NO cambies tu nombre de usuario sin prever las consecuencias (II)


Hace algunos días, al cambiar mi propio nombre de usuaria en WordPress, ocasioné una verdadera catástrofe en mi blog. No quiero que te suceda lo mismo, por lo que he escrito dos entradas describiendo las consecuencias.

La primera, ha sido calificada de novela de suspense; contiene la parte descriptiva de lo sucedido, desde mi punto de vista de usuaria de WordPress. En esta segunda entrada pretendo darte los datos técnicos de por qué sucede lo que sucede y cómo hacerlo (o no) sin riesgo alguno.

Tu nombre en pantalla y y tu nombre de usuario

Todos los usuarios de WordPress tenemos dos nombres. Estos nombres pueden ser iguales o diferentes.

El primero es el que acompaña a tu avatar. Se llama display name (nombre en pantalla). El mío es Karen. Lo puedes cambiar cuantas veces desees, sin ninguna consecuencia. Lo haces en tu Escritorio —> Usuarios —>My profile —> Basic details —> Display name publicly as.

El segundo es el que utilizas para abrir sesión en WordPress. También es el que aparece en el url de tu blog, luego de http:// y antes de wordpress. Se llama user name (nombre de usuario). Mi nuevo nombre de usuaria es karenblixen. Lo puedes cambiar cuantas veces desees, pero no puedes volver atrás. Es decir, si tu nombre de usuario es Pepe, te puedes pasar luego a llamar Juan, pero ya no puedes llemarte Pepe otra vez. Y si luego te llamas Luis, no puedes volver ni a Pepe, ni a Juan.

El cambio de tu nombre de usuario lo haces en tu Escritorio —> Usuarios —>Personal settings —> Account details —> Nombre de usuario.

hay consecuencias cuando cambias tu nombre de usuario.

Y la magnitud de las consecuencias es directamente proporcional al tiempo que tiene tu blog. Es decir, si acabas de abrirlo o lo abriste hace una semana, no pasa prácticamente nada.

Si tienes más de 10 entradas publicadas ya, yo lo pensaría mucho antes de hacerlo.

Si tienes más de 10 entradas o más de 6 meses, al menos yo, jamás lo haría. (Quiero decir jamás lo volvería a hacer).

Las consecuencias del cambio tu nombre de usuario

Muchos bloggers, al abrir su cuenta en WordPress, escogen un nombre sin pensarlo demasiado, ante la expectativa de su nuevo blog. De algún modo asumen que más tarde podrán cambiarlo, aunque esto es así hace sólo unas pocas semanas. Mas tarde, ya no les gusta o por alguna razón quieren uno diferente.

Al ver que pueden cambiarlo, ven el cielo abierto y se lanzan –como hice yo– sin medir las consecuencias.

Lo penoso es que nadie te lo dice. Vas a tu escritorio y allí te enteras solamente de que si cambias de Pepe a Juan, ya no puedes volver a Pepe. Pero ¡a quien le importa, si precisamente lo que quieres es ya no ser Pepe! Y no te dicen nada más.

Así que te lo diré yo:

Cuando te dispones a cambiar tu nombre de usuario, debes saber que estás cambiando de “dirección” en WordPress.

Como hice en la entrada anterior, lo voy a repetir: AL CAMBIAR TU NOMBRE DE USUARIO, TAMBIÉN ESTÁS CAMBIANDO LA DIRECCIÓN DE TU BLOG.

Pero es una mudanza un poco particular, ya que sólo te mudas tú y una o dos maletas. ¡Tus muebles y todo lo demás ni siquiera se quedan en la antigua dirección, simplemente se esfuman! Por ejemplo:

  • Todos los bloggers que te tengan en su blogroll de ahora en adelante mandarán su tráfico (e irán ellos mismos) a tu antigua dirección, en otras palabras, a una casa vacía. Y a menos que le avises a cada uno, no podrán encontrarte, a no ser que te busquen en Google. Pero si el cambio es muy reciente (menos de dos semanas) no te encontrarán. Ya que todo en Google apunta a tu antigua dirección.
  • Por la misma razón, perderás TODO el tráfico que te mandan los motores de búsqueda. Si tienes más de un mes con tu blog, hace ya un buen rato que estás recibiendo al menos la mitad de tus visitas por esa vía. Y ya no la tendrás. Deberás esperar al menos dos semanas para que Google y otros motores se actualicen. Realmente, no sé el tiempo exacto que hay que esperar, ya que no quise quedarme para averiguarlo; pero por lo que pude ver luego, al menos Google se tomó un para de semanas.
  • Tus propios enlaces dentro de tu blog, si incluían la parte de tu nombre de usuario, se perderán, ya que siguen apuntando a tu antigua dirección.
  • También pierdes el tráfico que te llega por cualquier enlace a tu blog que haya hecho otro blogger o website o por estar inscrito en algún directorio de blogs.
  • Perderás el ranking en los motores de búsqueda. Es decir tu posición en los resultados de una búsqueda. Por ejemplo, en una búsqueda (bastante común) de “Cómo funciona WordPress” en Google, mi blog aparecía en la primera página, con dos resultados. Uno entre los dos primeros lugares y el segundo, en el cuarto lugar. Ahora, el primer resultado de búsqueda ha desaparecido y lo que se encuentra el segundo, ubicado en el sexto lugar. Pero sigue apuntando a la antigua dirección.

Prevención de la catástrofe

Si por la razón que sea quieres o debes cambiar, necesitas comprar ANTES la mejora llamada “Redirección”. Esta es una de las funcionalidades pagadas de WordPress que lo que hace es enviar todo el tráfico de tu blog a la nueva dirección.

Simplemente ve a tu Escritorio —> Mejoras —> Site redirect y sigue las instrucciones que allí te dan. Esta mejora cuesta 12 dólares al año.

Luego de adquirirla, adelante, ve y con toda confianza puedes cambiar de nombre y de dirección en WordPress, de manera suave, indolora y libre de consecuencias.

[NOTA: He encontrado que todo esto se puede evitar y sí puedes cambiar tu nombre de usuario sin necesidad de que te suceda NADA de lo que me pasó a mí. Estoy investigando la forma exacta y escribiré una corta entrada al respecto lo antes posible.]


Junio 2011. Ya existe una forma completamente segura de cambiar tu nombre de usuario sin peligro. La encuentras en esta entrada.


¿Valen la pena las “mejoras” de WordPress?


Ornitottero (macchina volante) c. 1490, Leonardo

Hay un dicho que dice que las mejores cosas en la vida son gratis. He podido comprobar que es cierto en buena medida. También en WordPress.com. A cambio de nada… bueno, a cambio de un anuncio por cada entrada que visitan nuestros lectores no-frecuentes, Matt y su pandilla nos ofrece a sus usuarios:

  • un magnífico y amigable sistema de gestión de contenidos;
  • montones de plantillas, más de 75, bastante buenas las primeras, maravillosas las más recientes;
  • un sistema integrado de estadísticas que no nos deja dormirnos en nuestros laureles;
  • un excelente, magnífico, editor de texto y de imágenes;
  • un sistema de etiquetas que realmente contribuye a enviar tráfico a tu blog;
  • los servicios de Akismet, el asesino de spam más temido de la blogósfera;
  • tres vías de soporte: documentación, extensa, detallada y clara (sólo en inglés por el momento); foros (en 50 idiomas) y soporte personal por correo, que realmente funciona, lo he comprobado en muchas ocasiones;
  • robustez de los servidores, en tres años mi blog nunca “se ha caido”
  • la posibilidad de exportar tu blog completo, si decides cambiar de usuario, si quieres guardarlo por un tiempo fuera de línea o también si enloqueces repentinamente y decides irte a otro gestor de contenido;
  • varias opciones de privacidad, tanto para tu blog, como para entradas individuales;
  • las famosas Páginas de WordPress, que hacen de tu blog un verdadero website, hecho y derecho;
  • la posibilidad de seguirle la pista a los comentarios que has dejado en otros blogs de WordPress.com para ver las respuestas y otros comentarios;
  • la posibilidad de cambiarle la tipografía a tu blog, con TypeKit;
  • y unas cuantas cosas más.

Parece que estos chicos consideraron que no era suficiente, así que crearon lo que se llama en español “mejoras” (upgrades) o –con mayor elegancia– las funcionalidades premium. Son apenas seis, pero vale la pena considerarlas como opciones, sea presentes o futuras.

  • Cero Publicidad. WordPress coloca anuncios en tus entradas. Es probable que nunca los hayas visto, tampoco tus lectores fieles (usuarios de WordPress, sean bloggers o no). Son mágicos. Sólo los ven los “extranjeros”. Y aunque son lo que permite que toda la lista de servicios que acabas de leer sea completamente gratis, es natural que nadie los quiera tener. La mejora que te libra de ellos por todo un año cuesta US$ 29.97. Personalmente, he decidido que “Ojos que no ven….”; aunque pensándolo bien, he comprobado que este refrán no es infalible, al menos no en todos los casos….
  • Para que seas dueño de tu dominio: Es muy fácil y tu-propio-nombre.com, o .org, o .net, se verá muy, pero muy bien. Sólo cuesta US$ 14.97 por año. Si ya tienes tu propio dominio registrado, solamente debes pagar US$ 9.97 anualmente.
  • VideoPress. Todos los usuarios podemos colocar en nuestras entradas y/o en los widgets de nuestras barras de navegación videos de YouTube, Flickr, Blip.tv, DailyMotion, Kyte.tv, LiveVideo, PodTech, Redlasso, Splashcast, TED Talks, Viddler, Videolog, Vimeo y Vodpod. En la columna azul de la derecha de este artículo de Soporte encuentras los códigos para incrustar cada una de estas opciones.

    Si esto no es suficiente para ti; o si en tu blog quieres publicar tus propios videos, en alta definición (HD), y sin tener que publicarlos previamente en YouTube o cualquiera de los otros sitios, entonces VideoPress es para ti. Con esta opción, puedes subir videos directamente en los formatos .mp4, .m4v (MPEG-4), .mov (QuickTime), .wmv (Windows Media Video), .avi, .mpg, .ogv (Ogg), .3gp (3GPP) y .3g2 (3GPP2). Esta mejora cuesta US$ 59.97 al año.

  • Almacenaje extra. WordPress nos ofrece 3 GB de espacio de almacenaje gratis en cada blog. Si necesitas más, puedes añadir de 5GB a 100 GB de espacio a tus anaqueles. Además, obtienes la luz verde para cargar archivos especiales, como MP3. Obtienes esta mejora con un pago único de entre US$ 19.97 (5 GB) y US$ 289.97 (100 GB), dependiendo de la cantidad de espacio que desees agregar. Es algo impresicindible si planeas subir una gran cantidad de archivos de media, especialmente los audiovisuales.
  • CSS a tu medida. Si quieres rediseñar tu plantilla o crear una propia, de cabo a rabo, esta mejora espera por ti. Es muy sencillo hacerlo…. luego de que sabes cómo. Requiere bastantes conocimientos y práctica previa, si esperas un resultado que valga la pena el esfuerzo. En pocos días puedes presumir del blog que siempre soñaste, por apenas US$ 14.97 al año. Esta es mi favorita de todas las mejoras. ¿Me preguntas si vale la pena? ¡Absolutamente!….. después de que has aprendido cómo hacerlo. Y, como descubrió recientemente mi vecino, ¡ni siquiera tenemos que irnos a WordPress.org! Podemos tener lo mejor de ambos mundos, aquí mismo en casa.
  • Usuarios ilimitados. Esta es una mejora dirigida a los blogs privados. Si tu blog lo es, sabes que puedes permitir acceso solamente a 35 usuarios seleccionados por ti. Con esta opción de mejora, puedes crear una comunidad sin límites de usuarios seleccionados que tengan acceso a tu blog. Adquirirla cuesta US$ 29.97 al año.

Para acceder a estas opciones, sólo ve a tu Tablero y allí, en la columna de la izquierda, selecciona Mejoras y entonces sigue las simples instrucciones, tarjeta de crédito en mano, naturalmente.

WordPress te reembolsará lo que hayas pagado si por cualquier razón no estás conforme con lo que acabas de adquirir. Cada mejora tiene un tiempo límite de reclamo, desde 48 horas hasta 30 días. Si lo piensas ¡es imposible salir perdiendo, sólo se te permite ganar!

Entonces, yo te pregunto a ti: ¿Valen la pena las “mejoras” de WordPress.com?